Alquilar tu piso para turistas cumpliendo la ley

  Tiempo de lectura:

Alquilar tu piso para turistas no es tan simple como publicarlo por Internet. Es importante conocer las diferentes regulaciones que la ley tiene al respecto, para asegurarnos de obtener ganancias mediante el alquiler del inmueble de forma completamente lícita.

Alquilar un piso para el turismo

Ganar un buen dinero extra a través del alquiler de inmuebles a turistas se ha vuelto una práctica cada vez más popular. De hecho, el sector hotelero ha encontrado en este tipo de alquileres su principal competencia.

En muchas ocasiones, los propietarios consideran que, por tratarse de un alquiler por un período corto de tiempo, no es necesario realizar ningún tipo de contrato o trámite en particular. Sin embargo, esta creencia es completamente errónea, puesto que la ley establece ciertas regulaciones a esta modalidad de alquiler.

Leyes que regulan el alquiler de pisos para turistas

A raíz del aumento que se ha observado en el mercado de alquiler para turistas, se introdujo una reforma que regula esta modalidad de alquiler bajo la Ley 4/2013. Quedó excluida la aplicación de “la cesión temporal de uso de la totalidad de una vivienda amueblada y equipada en condiciones de uso inmediato, comercializada o promocionada en canales de oferta turística y realizada con finalidad lucrativa, cuando esté sometida a un régimen específico, derivando de su normativa sectorial”.

El objetivo que se persigue con esta nueva regulación es evitar la competencia desleal que afecte el negocio turístico. Igualmente, se trata de garantizar el cumplimiento de las leyes; entre otras cosas, porque se trata de una actividad comercial y económica. Otra meta importante es la de garantizar los derechos de los consumidores.

Aspectos a tener en cuenta para el alquiler para turistas

  • Edificios plurifamiliares

Una vez que la declaración del estatus de estos edificios esté aprobada, se deben reunir una serie de requisitos para el alquiler, entre los que se destacan: la aprobación de la reforma y la autorización por parte del ayuntamiento para poder alquilar o no el inmueble bajo esta modalidad. También es preciso cumplir con determinadas condiciones, que garanticen la calidad del servicio ofrecido.

  • Inmuebles registrados en Turismo

Los propietarios que tengan sus viviendas en pisos o casas aisladas en edificios turísticos que estén registrados en organismos oficiales de Turismo, podrán continuar alquilando sus inmuebles sin ningún problema.

  • Edificios plurifamiliares de uso residencial

Es completamente ilegal alquilar un piso en un edificio plurifamiliar a turistas. Pese a esta prohibición, muchos propietarios deciden alquilar sus inmuebles y utilizan Internet para lograr su objetivo.

Para evitar estos abusos legales, muchas administraciones ya están regulando estas situaciones. Tal es el caso de Barcelona, en donde se plantea prohibir la comercialización de esta clase de viviendas en todos los canales disponibles.

  • Servicios al cliente

Para poder alquilar la vivienda a turistas es necesario ofrecer a los clientes un servicio de calidad, propio del negocio hotelero. En este sentido, se deben realizar limpiezas periódicas al inmueble, tener la disponibilidad de los productos básicos del baño, cambiar la ropa de la cama, entre otros.

Alquilar el piso para turistas es una excelente forma de obtener una ganancia extra o grandes ingresos, según sea el caso. Sin embargo, es importante informarse acerca de las leyes que regulan esta modalidad de alquiler y asegurarse de cumplir con todos los requisitos exigidos por la misma.

Ofrecer un buen servicio al cliente, no molestar a otros vecinos y no caer en una competencia desleal, son parte de este novedoso concepto que cada vez gana más adeptos.

Equipo MilContratos.com

Recomendaciones para las reservas online de hotel, todo lo que tienes que saber

A la hora de reservar un hotel, cada vez más personas utilizan las distintas opciones que se ofrecen en internet. Se puede utilizar la página web...

¿Cuándo hay que firmar un acuerdo de confidencialidad?

Un acuerdo o un convenio de confidencialidad es un contrato que se puede firmar entre empresas, socios, empleados y empleadores, con el objetivo de preservar información...