¿Dónde puedo volar un Dron?

  Tiempo de lectura:

En los últimos años se ha incrementado notablemente el uso de drones o vehículos aéreos no tripulados, tanto para fines comerciales o profesionales como para fines lúdicos y de recreo, existiendo normativa sobre la materia que debe cumplirse y respetarse por los propietarios de este tipo de aeronaves.

España cuenta desde 2014 con normativa específica que regula el uso de drones para actividades profesionales, debiéndose cumplir toda una serie de requisitos para poder volarlos. En primer lugar es necesario aclarar que la normativa existente se aplica únicamente a drones con fines técnicos, artísticos, comerciales, profesionales o científicos, quedando excluidos de dicha regulación los drones de uso recreativo, tal y como establece el artículo 150.1 de la Ley de Navegación Aérea.

Drones con fines comerciales o profesionales:

Si el dron va a ser utilizado con fines profesionales o comerciales, y siempre que su peso se encuentre entre los 25 y 150 Kg, es necesario cumplir con una serie de requisitos regulados por la Ley 18/2014, el Real Decreto 552/2014 y las recomendaciones de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA), entre los cuales encontramos:

  • Es necesaria licencia de piloto de vehículos aéreos no tripulados.
  • Los drones deben estar inscritos en el Registro de matrícula de aeronaves y disponer de certificado de aeronavegabilidad.
  • Matriculación del dron para su identificación y la del propietario del mismo: debe constar un aplaca en la estructura del dron con la identificación del mismo (número de serie, por ejemplo), nombre de la empresa operadora y los datos necesarios para poder ponerse en contacto con la misma.
  • Tener seguro de responsabilidad civil.
  • Tener 18 años de edad cumplidos.

Además de tenerse que cumplir con los requisitos mencionados anteriormente, la legislación aplicable también contempla ciertos requisitos de vuelo, a saber:

  • Solamente se podrán operar los drones fuera de aglomeraciones de edificios en ciudades, pueblos o lugares habitados o de reuniones de personas al aire libre.
  • No se podrán volar drones en espacio aéreo controlado.
  • La altura máxima del vuelo podrá ser de 120 metros, dentro del alcance visual del piloto, y a una distancia de éste no superior a 500 metros.

Es importante mencionar que los requisitos de vuelo mencionados sufrirán ciertas modificaciones durante este año 2017, entre las cuales encontramos la posibilidad de volar drones sobre aglomeraciones de edificios en ciudades, pueblos o lugares habitados, y sobre aglomeraciones de personas siempre que el peso de la aeronave no exceda los 10 Kg. Además, se permitirán vuelos nocturnos y vuelos dentro del espacio aéreo controlados previa autorización de la AESA.

Drones de uso recreativo:

Como se ha mencionado anteriormente, el uso recreativo de drones queda excluido de la regulación actual, aun así los propietarios de los mismos deben cumplir con las recomendaciones publicadas por la AESA, pues un uso indebido de un dron que afecte a la seguridad aérea puede ser sancionado con una multa de hasta 225.000 €.

Las recomendaciones de la AESA para el vuelo de drones como hobby o uso recreativo son las siguientes:

  • El dron debe encontrarse siempre a la vista del piloto y no superar los 120 metros de altura.
  • No es necesario tener carnet de piloto de dron, pero se debe saber volar con seguridad.
  • Solamente se puede volar el dron en zonas adecuadas para ello (zonas despobladas, zonas de vuelo de aeromodelismo), no pudiéndose volar en zonas urbanas, sobre aglomeraciones de personas (playas, parques, conciertos, manifestaciones, etc.) ni cerca de aeropuertos o aeródromos.
  • No se pueden volar drones de noche.
  • No es necesario tener un seguro de responsabilidad civil, pero los daños que cause el dron a personas y bienes serán responsabilidad de quién los maneje.

En cuanto al vuelo de drones en interiores o espacios cerrados, no se aplican las leyes y recomendaciones de la AESA, pues dichos espacios se encuentran fuera de la jurisdicción de la AESA al no constituir espacio aéreo, aunque para volar drones en espacios cerrados necesitaremos la autorización de los titulares del mismo, siendo responsable de los daños causados a personas y bienes el piloto del dron.

Equipo MilContratos.com

Permiso por hospitalización de familiar

Ante la falta de concreción, tanto en el Estatuto de los Trabajadores como en el convenio colectivo de hostelería de las Palmas, la empresa computa los...

Lo que hay que saber sobre el precio del alquiler

Algunos alquileres están sujetos a una actualización, una revisión de la cantidad a pagar. Por ley, cuando se cumple un año de contrato, se producirá la...